Saltear al contenido principal
Menú

¿Cómo cuido mi piel? Consejos y tratamientos

¿Cómo Cuido Mi Piel? Consejos Y Tratamientos

De todos los órganos de nuestro cuerpo, la piel es uno de los más importantes. No solo nos protege del exterior, sino que también tiene un papel muy importante en la regulación de nuestra temperatura corporal y en la defensa contra microorganismos e infecciones. Por ello es imprescindible seguir buenos hábitos para su cuidado, no solo por estética sino por su importancia para nuestra salud. A continuación, te damos una serie de consejos muy útiles para el cuidado de tu piel y te contamos algunos tratamientos con los que conseguirás unos maravillosos resultados. ¡Toma nota!

Bebe mucha agua y sigue una dieta saludable

El agua es el principal componente de nuestro cuerpo por lo que beberla en abundancia ayudará a mantener la piel en perfecto estado. El agua contribuye a que se mantenga oxigenada e hidratada, así como ayudar a su limpieza mediante la eliminación de toxinas. Le dará a tu piel un aspecto luminoso y rebosante de vitalidad. Por otro lado, seguir una dieta saludable y equilibrada te ayudará a lucir un buen estado, tanto por fuera como por dentro. Así, la dieta mediterránea, constituye un excelente ejemplo gracias a su variedad y a incluir todo tipo de vegetales y aceite de oliva. Además, el efecto antioxidante de algunos de sus alimentos como frutas y verduras protege contra el envejecimiento y su bajo índice glucémico protege a la piel de enfermedades.

Haz ejercicio físico

El deporte es una manera natural de eliminar toxinas para nuestra piel, ya que los poros se dilatan por el sudor y esta expulsa sustancias como células muertas o suciedad. Además, hacer ejercicio estimula la circulación sanguínea lo que hace que aumente el nivel de oxigenación y que se aporten nutrientes a las células, dando lugar a que la piel luzca mucho más luminosa y previniendo la aparición de varices.

Duerme bien

No descansar bien hace que la piel tenga un tono más apagado. Mientras dormimos muchas toxinas presentes en la piel se eliminan y también se renuevan sus células. De la misma manera, se lleva a cabo la regulación de la síntesis del colágeno, un componente que otorga densidad y firmeza a la piel. Dormir demasiado poco o dormir mal provoca que este proceso de regeneración de la piel no se produzca adecuadamente y, como consecuencia, la piel tiene mal apariencia.

Protégete del sol

Para proteger la piel de los daños producidos por el sol, es recomendable utilizar protectores solares de factor solar 30 y 50. Es muy importante proteger la piel siempre que se encuentre expuesta a los rayos UV, tanto en verano como en invierno, para prevenir la aparición de manchas y retrasar su envejecimiento. Por otro lado, si deseas una piel más hidratada y nutrida, con más elasticidad o retrasar y tratar su envejecimiento, existen numerosos tratamientos con los que conseguirás una piel cuidada. Tratamientos de relleno con sustancias como el ácido hialurónico, ellansé o radiesse permiten suavizar y/o eliminar arrugas y surcos profundos y superficiales de la piel, dando un resultado prácticamente inmediato. Con tratamientos como la mesoterapia se consigue mejorar y fomentar la oxigenación de la piel, previniendo el envejecimiento facial al mejorar las arrugas y la flacidez cutánea y consiguiendo que se revitalice de manera global.

En definitiva, el cuidado de la piel es fundamental para gozar de una buena salud y una buena apariencia externa, es la mejor aliada para tu bienestar y debe cuidarse diariamente. La clave está en seguir todos estos consejos y en acudir a centros especializados para proporcionarle los mejores tratamientos y procedimientos estéticos. En nuestros Centros Ideal encontrarás los mejores tratamientos de medicina estética para el cuidado de tu piel sin necesidad de pasar por quirófano. ¡Infórmate en nuestra web!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *