Blog

¿Cómo proteger la piel del sol?

Comparte este post

A las puertas del verano estamos deseando tomar el sol para conseguir esa tan deseada piel bronceada, pero debemos tener cuidado porque puede ser muy traicionero, por eso os contamos algunas formas para saber cómo proteger la piel del sol.

Y es que saber cómo proteger tu piel tiene una doble consigna. Por un lado, conseguirás no dañar tu piel y por otro prolongar su bronceado. Si eres de las que piensa que quemarse va a acelerar el bronceado estás muy equivocada. Además de perjudicar tu salud cutánea vas a descamar la piel y a arruinar tu moreno.

¿Por qué es importante proteger la piel del sol?

Pese a que el sol nos puede dar unos morenos espectaculares, también puede producirnos graves daños en la piel tanto a corto como a largo plazo. Tanto es así que desde la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV) aconsejan utilizar a diario un buen protector solar sea la estación que sea.

Te contamos algunos de los problemas más comunes si no proteges tu piel del sol:

  • Tu piel será más propensa a la aparición de arrugas y al envejecimiento más acelerado.
  • Pueden aparecer manchas solares que no desaparecerán con el tiempo.
  • Si se dañan las células de tu piel pueden producirse enfermedades a largo plazo.
  • Tu piel se deshidrata.
  • Las quemaduras solares pueden favorecer la aparición de ampollas sobre estas.

Además, es importante intentar utilizar gafas de sol ya que los rayos del sol pueden producir cataratas en los ojos.

Pequeños trucos para cuidar tu piel

Si crees que con aplicar protección solar antes de tumbarte en la arena de la playa basta para proteger la piel del sol, vas camino del envejecimiento prematuro. Además de seguir la regla obligatoria de cuidado cutáneo para mantener a salvo la piel hay otra regla de oro para saber cómo proteger tu piel del sol, que no siempre se respeta: reparar los daños que haya podido sufrir tu piel con un producto específico para ello.

Por ello, los aftersun o similares son el complemento perfecto para después del sol. Este tipo de cosmética consigue mantener el capital solar y que no se produzca ningún daño celular. Descongestionan, desinflaman, reparan y combaten la acción del sol. También tienen un efecto refrescante que consigue bajar la temperatura de la piel.

No es necesario que este tipo de productos tengan la etiqueta aftersun pero sí que tengan los ingredientes que ayudan a aliviar y mejorar la recuperación de la piel. Entre ellos podemos encontrar la camomila, la lavanda, la caléndula y las vitaminas A y E, así como el ácido hialurónico o la centella asiática.

Cabe destacar que si además contiene aloe vera es un must ya que es idóneo para aliviar las pieles irritadas y enrojecidas.

La piel nos protege, por lo que no debemos olvidarnos de protegerla nosotros también. Consigue un bronceado perfecto con los trucos que te hemos dado sobre cómo proteger tu piel del sol. Si tienes alguna duda, en Centros Ideal estaremos encantados de atenderte.